Cosas que hacer y ver

Andalucía es una zona de una sorprendente variedad escénica por la que se extienden relucientes pueblos blancos y prósperas ciudades donde siempre está presente la historia, así como el vértigo de la vida moderna. Todo ello, a corta distancia de la casa.
Alhama de Granada, a aproximadamente 15 minutos en coche es un pueblo con mercado. Tiene un bello centro urbano de calles estrechas y sorprendentes plazas, muros algunos de un blanco cegador y otros de arena, geranios en las ventanas y naranjos en los jardines y calles. Situada estratégicamente en una posición elevada sobre el borde de un desfiladero (un popular lugar de paseo), Alhama tiene amplias vistas sobre los campos y las formaciones montañosas del sur (Sierras de Tejeda, Almijara y Alhama), que separan las provincias de Granada y Málaga. El pueblo es famoso por su balneario y, más recientemente sesiones de masaje y baños turcos están a disposición de clientes no residentes en un hotel local. Además hay un buen número de bares con buena comida además de restaurantes muy populares tanto en el interior como a las afueras de Alhama.
En las cercanías de Alhama hay senderos que discurren por suaves colinas propicias para el senderismo y el ciclismo (se pueden alquilar bicicletas en el mismo pueblo). Otros deportes como la natación y el remo se pueden realizar en el Lago Bermejales (a 25 min en coche), con vistas espectaculares de los campos, bosquecillos, montañas y, muy probablemente, cielos azules intensos. La equitación y atletismo se ofrecen también en el pueblo.
La región es rica en flora y fauna, pero no se necesita ser un experto en la materia para poder disfrutar de la vista de grandes aves de presa planeando en el aire. Hacia el sur, un paisaje de sierras ofrece la posibilidad de hacer hiking y escalada. Más hacia el oeste la reserva natural alrededor de Iznájar y su lago son famosos entre los caminantes.
Andalucía también es fascinante por su arqueología y arquitectura. A lo largo de los siglos, la historia ha dejado un vasto legado que va desde el meticulosamente preservado palacio hasta ruinosas fortificaciones, recordándonos tiempos pasados en su paisaje.

 

A 50 Km. al este está Granada, la bella ciudad de majestuosas obras arquitectónicas como La Alhambra y atmosféricos barrios de calles adoquinadas que al serpentear entre casas centenarias con el dulce aroma de las flores en sus jardines evocan un pasado árabe en un vivo enclave contemporáneo. Granada es una joya en muchos sentidos. En galerías de arte, museos, teatros salas de concierto y baile donde el arte más vanguardista se codea con la tradición y el folklore. Se puede también disfrutar de un día de compras por los mercados, pequeñas tiendas y franquicias modernas. La gastronomía local e internacional se puede degustar en la diversidad de cafés, bares y restaurantes en oferta.
Otras ciudades, a algo más de distancia, pero todas ellas de fácil acceso en coche, merecen también una visita: Málaga, junto al mar con su precioso centro histórico y variedad de museos: el Museo Picasso, el Centro de Arte Contemporáneo; Sevilla con una mezcla de arquitectura árabe y barroca; Córdoba, con su laberíntica Mezquita (un buen ejemplo de herencia musulmana y cristiana. Y más pequeños, acogedores pueblos cercanos: Antequera, Montefrío, Priego de Córdoba… brillan en blanco en el ondulado paisaje.
La costa está aproximadamente a una hora en coche. Una vista dramática se despliega ante sus ojos al bajar la montaña nada más pasar Zafarraya, mirando hacia la provincia de Málaga a lo largo de un paisaje cambiante que se acerca al mar. Como es de esperar esta zona de Andalucía es más bulliciosa que la zona del interior alrededor de Alhama, pero merece la pena hacer un corto viaje a la costa y las Cuevas de Nerja.
Al sur de Granada se encuentra Sierra Nevada, con fácil acceso y famosa por sus pistas de esquí, al extremo oeste de las Alpujarras. Éstas son en sí mismo una excepcional zona de montaña con pueblos de distintiva arquitectura, campos de naranjos, afilados valles y densos bosques entre los que se cobijan castillos en ruinas. Extendiéndose hacia el este hasta la provincia de Almería, es un lugar afamado para los aman
tes del hiking.